Historia

LAS BANDAS DE MÚSICA DE LERMA

 

            Investigando en el pasado de las Bandas de Música de Lerma nos hemos encontrado con que no existe mucha documentación sobre su historia. Algunas notas de prensa sueltas, algunos documentos en manos de particulares y algunas fotografías (muchas de las cuales pudimos ver en la exposición “Diez Años de Música” el pasado mes de Septiembre). Pero nada, en concreto, que nos cuente una línea de la creación, posterior evolución y avatares de las Bandas de Música.

Afortunadamente hemos podido contactar con el eminente músico y compositor Alejandro Yagüe Llorente, paisano nuestro (Palacios de la Sierra), que ya en su día se preocupó de reunir documentación al respecto de las Bandas de Música de toda la Provincia de Burgos. Gracias a su labor hemos podido redactar estas notas de lo que consideramos “nuestra pequeña historia”.

La reseña más antigua que encontramos dice así:

“Sin que desaparecieran los dulzaineros o gaiteros, contó Lerma con una banda de música a partir del año 1.888, pues gracias a la Academia que creó el Ayuntamiento en alguna dependencia del edificio de Santo Domingo pudieron aprender solfeo numerosos lermeños. Primero se formó una banda y después dos, que competían por amenizar los días festivos. Hasta eran requeridos por otros pueblos de la provincia para celebrar sus fiestas patronales”

Estamos, por lo tanto, hablando de 120 años de tradición musical. No tenemos muchos mas datos referidos a su organización, ni componentes. Únicamente que la iniciativa partió del Ayuntamiento de Lerma y con financiación municipal. En aquella época era bastante corriente que los diferentes Ayuntamientos contasen con Banda de Música con cargo a los presupuestos de cada uno de ellos.

Con la llegada de la Segunda República se produce en toda España un renovado interés en las Bandas de Música. En Lerma sucede lo mismo y llegan a existir dos bandas al mismo tiempo: La de D. Inocencio Martín (apodado Matapalomas) y la de D. Dionisio Delgado, organista de la Parroquia. Evidentemente esta coexistencia no fue completamente pacífica sino que las tensiones y enfrentamientos entre ellas eran muy habituales. Normalmente disputaban entre ellas los “contratos” de los diferentes bailes y otros espectáculos que patrocinaba el Ayuntamiento de Lerma y competían también por las actuaciones que pudieran tener en los pueblos de la comarca, que eran su ámbito ordinario de actuación. En las corridas de toros -que se celebraban en una plaza de toros portátil- intentaban también tocar una mas fuerte que la otra para “taparla”, lo que, parece ser, provocaba gran algarabía en las personas que acudían a los toros, que se mostraban mas interesados en las competiciones de las Bandas de Música que en la propia corrida de toros. La competencia entre ellas no solamente era de origen musical sino que cada una de estas bandas representaba un bando político –derechas e izquierdas- con lo que, conociendo como estaban las cosas en aquellos tiempos, las tensiones en mas de una ocasión seguramente fuesen bastante subidas de tono.

Es en esta misma época cuando el Ayuntamiento de Burgos convocó el “Primer Concurso Provincial de Bandas de Música”, concretamente en el año 1.933, el día 6 de julio. Entre los componentes del jurado de aquel concurso figuraba uno de los más conocidos músicos de Burgos: Antonio José, que por aquel entonces era el Director del Orfeón Burgalés. El concurso se realizó en la Plaza de Toros de Burgos con motivo de los festejos de San Pedro.

La Banda que representó a Lerma en aquella ocasión fue la que dirigía D. Inocencio Martín “Matapalomas” y la reseña que tenemos (facilitada por Alejandro Yagüe) es del Diario de Burgos del día siguiente, donde nos indica que la Banda de Música de Lerma participó en séptimo lugar (de nueve participantes):

 

“…Seguidamente viene la de Lerma. Don Inocencio Martín es el director de los veinte ejecutantes, que salen a los acordes de “lazos de amistad”. Las ovaciones son delirantes y capaces de llegar a la ciudad del famoso Duque. Se reproducen los aplausos al pasar la Banda frente al palco presidencial y ponerse en pie las bellas lermeñas señoritas Olimpia Martín y Natividad Fernández. Ejecutaron “María Sol” de Guerrero y volvieron las palmas a sonar con el mismo entusiasmo…”

En este concurso nuestra banda quedó en cuarto lugar, que estaba dotado con un premio de 100 pesetas.

En esta banda del Sr. Matapalomas parece ser que predominaban los militantes de partidos de izquierda. El golpe de estado del 36 significó la disolución de esta banda. Algunos de estos músicos, ante el cariz que tomaban las cosas en retaguardia, se incorporaron voluntarios en una banda militar del bando “nacional”, otros fueron llamados a filas en este mismo ejercito, otros se pasaron a la banda de Don Dionisio, dejando, en definitiva, solo a al Sr. Matapalomas.

Por el contrario, la banda de D. Dionisio prolongó sus actuaciones durante varios años. Esta banda estrenó templete en el Mercado Viejo.

Tiempo después D. Dionisio, que era ciego, marchó a Valladolid a trabajar en la O.N.C.E. y, con su ausencia, la Banda se disolvió.

Algún tiempo después un sacerdote destinado en Lerma, D. José Manrique, organizó una nueva Banda vinculándola a una de las instituciones del Régimen de la época: el Frente de Juventudes. Sin embargo los religiosos no podían desarrollar publicamente labores laicas, motivo por el cual se ocupaba de ello su padre, D. Gorgonio.

Con posterioridad, y parece ser que por traslado de parroquia del sacerdote D. José Manrique, la batuta de esta Banda cambió de mano pasando a ser su Director D. Victor Sancho.

En el año 1.950 en el Anuario Artístico Musical de España del Colegio Oficial de Directores de Música civiles figura una Banda de Lerma dirigida por el “Sr. Zorrilla”. Habiendo consultado este dato con las personas que vivieron esta época y que tenían alguna relación con la música y las Bandas hemos podido averiguar que este dato es erróneo. Creemos que el error está motivado en una orquesta que se creó en esos años y que tenía ese nombre: Orquesta Zorrilla.

En estos años se crearon algunos grupos musicales y orquestas con miembros de la Banda de Música y la Banda desapareció.

Y así llegamos hasta hoy. En el año 1.995 se creó la actual Escuela de Música de Lerma, dependiente de la “Asociación Cultural Unión Musical de Lerma”. Tres años después, en septiembre de 1.998 los nuevos músicos formados en esta Escuela dieron su primer concierto, en Lerma, dentro de los actos de las Fiestas Patronales de ese año.

Hoy, después de este concierto y habiendo pasado 120 años de aquella otra Banda, nos esforzamos para que esta magnifica iniciativa cultural que es la Banda de Música pueda seguir haciendo historia, tanto en Lerma como en toda nuestra comarca. En ello ponemos nuestro esfuerzo diario.

La UML en la actualidad, pincha aquí

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: